Producción energia

Producción

 

OnLine

Hay 142 invitados y ningún miembro en línea

Anuncio_ver:

Acceso usuarios

Menu Usuario

Anuncio_ver...:

  Lámparas led, de ahorro e incandescentes. Comparación.

 

Qué es una bombilla LED

Las bombillas LED son fuentes de luz, igual que cualquier otra bombilla, que cambian radicalmente la tecnología utilizada por los otros tipos de bombilla. En primer lugar, estas bombillas no apuestan por resistencias o filamentos que, al pasar la energía, generan luz. Más bien utilizan un sistema basado en diodos emisores de luz, o LED, para generar dicha iluminación.

Un solo LED no puede generar la misma cantidad de luz que una bombilla incandescente o fluorescente, por lo que estas bombillas suelen estar formadas por varios LED para poder alcanzar el objetivo de luminosidad.

Estas bombillas funcionan con corriente continua, por lo que, además de todos los diodos, también incluyen un transformador para convertir la corriente alterna de nuestra casa en corriente continua. También suelen incluir sistemas de disipación del calor para alargar la vida útil de las mismas.

Ventajas e inconvenientes

Las bombillas LED tienen una serie de ventajas respecto a las bombillas convencionales:

  • Tienen una vida útil mucho más larga que la de las bombillas convencionales.
  • Muy eficientes, en torno al 98%. No general mucho calor.
  • No tienen mercurio ni otros metales pesados.
  • Consumen mucha menos energía.
  • Alcanzan el 100% de la luminosidad desde el primer momento.
  • Podemos elegir la temperatura de luz que queramos.
  • Podemos comprar bombillas LED de colores.

Pero también tienen sus inconvenientes:

  • Son más caras que las bombillas de siempre.
  • Si se calientan mucho, o se usan en entornos muy cálidos, se rompen fácilmente.
  • En potencias muy grandes es complicado competir con las alternativas clásicas debido a su elevado coste.
  • Demasiada oferta. Muchas marcas hacen bombillas genéricas, muy baratas, que se rompen con facilidad.

Diferencias entre bombilla LED y de bajo consumo

A menudo es fácil confundir bombillas LED con bombillas de bajo consumo. Pero en verdad son dos conceptos de bombillas totalmente diferentes.

Como he explicado, las bombillas LED son un tipo de lámparas formadas por varios diodos conectados en serie para dar la luz. Por otro lado, las bombillas de bajo consumo suelen ser generalmente lámparas fluorescentes compactas. Estas funcionan de forma similar a los tubos fluorescentes de siempre. Suelen ser de luz fría, y consumen entre un 50% y un 80% menos de energía que las bombillas incandescentes para dar la misma cantidad de luz.

Sin embargo, estas bombillas suelen tener metales pesados (incluso mercurio, en el caso de las más antiguas) en forma de gas. Por lo tanto, si se rompen, pueden resultar peligrosas. Y cuando se funden, se deben llevar a puntos de reciclaje especiales para tratarlas.

Diferencia de consumo entre incandescentes, bajo consumo y LED

Ya ha quedado claro que las bombillas incandescentes, las de toda la vida, son las que más consumen, las que más calor general y las menos eficientes. Sin embargo, ¿qué ocurre entre las bombillas LED y las de bajo consumo? ¿Cuáles consumen más y cuáles consumen menos?

Las bombillas de bajo consumo tienen un gasto energético algo superior al de las bombillas LED. No demasiado. Y además son más baratas. Pero teniendo en cuenta los inconvenientes de este tipo de bombillas fluorescentes puede que nos merezca más la pena comprar bombillas LED antes que estas fluorescentes compactas.

Partiendo de una misma cantidad lumínica (lumen), la diferencia de consumo entre todas estas bombillas es:

Para 450 lúmenes:

  • Incandescente: 40W.
  • Bajo consumo: entre 9 y 13 W.
  • LED: entre 4 y 9 W.

Para 800 lúmenes:

  • Incandescente: 60 W.
  • Bajo consumo: entre 13 y 15 W.
  • LED: entre 10 y 15 W.

Para 1100 lúmenes:

  • Incandescente: 75 W.
  • Bajo consumo: entre 18 y 25 W.
  • LED: entre 10 y 15 W.

Para 1600 lúmenes:

  • Incandescente: 100 W.
  • Bajo consumo: entre 23 y 30 W.
  • LED: no hay.

Para 2600 lúmenes:

  • Incandescente: 150 W.
  • Bajo consumo: entre 30 y 52 W.
  • LED: no hay.

Entonces, ¿cómo calculo el gasto energético entre unas bombillas y otras? Es sencillo, Lo único que debemos hacer es sumar el gasto total de todas las bombillas. Pongamos que tenemos en casa 10 bombillas de 800 lúmenes cada una. Entonces, el gasto que suponen estas bombillas es:

  • Incandescente: 10 x 60 W = 600 W.
  • Bajo consumo: 10 x 13 W = 130 W.
  • LED: 10 x 10 W = 100 W.

La unidad en la que se mide el precio de la luz es euros por cada kWh consumido. Por lo tanto, debemos dividir el número de W que consume en kWH. Como 1 kWh con 1000 W por hora, entonces debemos dividir el consumo de estas bombillas por 1000. Ese será el número de kWh que consumen las bombillas por cada hora encendidas.

El último paso es multiplicar este valor por el coste de la energía.

Hace menos de una año, el precio de la energía rondaba los  0,0908 euros el kW/h.

Sin embargo a fecha de octubre del 2021 el precio oscila entre 0.23 y 0.32 euros el kW/h

Por lo tanto, podemos calcular cuánto nos costaría mantener todas esas bombillas encendidas durante una hora de la siguiente forma:

Hace un año:

  • Incandescente: 600 W / 1000 W * 0.0908 €kWh = 0.0545 euros por cada hora encendidas.
  • Bajo consumo: 130 W / 1000 W * 0.0908 €kWh = 0.0118 euros por cada hora encendidas
  • LED: 100 W / 1000 W * 0.0908 €kWh = 0.0090 euros por cada hora encendidas

A octubre 2021:

  • Incandescente: 600 W / 1000 W * 0.32 €kWh = 0.19 euros por cada hora encendidas.
  • Bajo consumo: 130 W / 1000 W * 0.32 €kWh = 0.041 euros por cada hora encendidas
  • LED: 100 W / 1000 W * 0.32 €kWh = 0.032 euros por cada hora encendidas

Podemos multiplicar ese precio, por el número de horas que tiene un mes, dos meses, o un año, para saber cuál sería el gasto máximo total en caso de tener todas las bombillas encendidas constantemente. Pero como no las vamos a tener encendidas 24x7, entonces es mejor comparar partiendo del coste por hora.

¿Merece la pena invertir en cambiar las bombillas de casa por bombillas LED?

Las bombillas LED no son perfectas. Estas tienen una serie de inconvenientes que pueden hacer que muchos usuarios se echen para atrás a la hora de elegir entre un tipo de bombilla u otro. Especialmente en cuanto al precio. Sin embargo, como hemos podido ver, las bombillas LED son más limpias y respetuosas con el medio ambiente, más eficientes y nos permiten ahorrar más dinero que incluso las de bajo consumo.

Igual no merece la pena cambiar ahora de golpe todas las bombillas de casa para poner bombillas LED. Pero puede que poco a poco, sobre todo a medida que se vayan fundiendo las bombillas normales, sí nos merezca la pena gastarnos un poco más de dinero en poner bombillas de diodo, ya que a la larga ahorraremos en la factura de la luz, y además, si la bombilla es buena, pasarán años y años hasta que tengamos que volver a cambiarla.

 

 

 

FV01.jpg

Anuncio (art):

 

Anuncio (art)...:

 

Anuncio (art).:

 

 

Buscar artículo

Twitter Enerxia

Anuncio_ver..:

MeteoGalicia

Anuncio_ver.: